La naturaleza no es del hombre, el hombre es de la naturaleza.

La voz conformista y susurrante,
me desquicia.
Me hace gritar, romper y explotar.

Tengo ganas de acabar,
de estrangular,
de golpear
y me tardo en calmar.

No me taladres,
no me subestimes,
no me ignores,
no me odies,
no me sigas
solo por guiarte de la ecología.

Anuncios